De vuelta

Magníficos días los pasados en Montevideo. Como siempre (y parece que tengo suerte en esto), rodeado de buena gente. Con Fernando Castro, David Barro y Alberto Ruiz de Samaniego hemos pasado unos ratos increíbles. Son estos momentos para conocer mejor a la gente, y, como sugería Fernando en su blog, así da gusto viajar hasta el infinito y más allá.

Vuelvo, de nuevo, con ganas de más. He conocido iniciativas interesantes y activas como el FAC, un espacio-colectivo en el que están sucediendo cosas que merece la pena conocer, o Amorir, otra experiencia interesante y comprometida, con gente que se cree lo que hace, y que casi les va la vida en ello. Estos viajes a Latinoamérica te hacen consciente de lo mal repartido que está el mundo. Allí con ganas y sin medios, y aquí sin ganas y siempre en medio.

Comentarios

angela ha dicho que…
miguel:
nosotros todavía seguimos reflexionando sobre tu charla y discutiendo cosas qeu aparecieron en ella.
tambien seguimos tratando de cambiar el mundo en este espacio de glamoroso y cutre en el que habitamos los fac-king artistas.
ya te sentimos parte nuestra,te esperamos.
besos,a
angela ha dicho que…
miguel:
nosotros todavía seguimos reflexionando sobre tu charla y discutiendo cosas qeu aparecieron en ella.
tambien seguimos tratando de cambiar el mundo en este espacio de glamoroso y cutre en el que habitamos los fac-king artistas.
ya te sentimos parte nuestra,te esperamos.
besos,a

Entradas populares de este blog

Aquí y ahora (diario de escritura), 23

Diálogos entrecortados.

Aquí y ahora (diario de escritura), 22