27/12/13

Ideas para escribir un post sobre Nymphomaniac

–Después de Melancolía la cosa estaba jodida.

–Lo mejor son las escenas de humor. La de Uma Thurman es grandiosa.

–Las metáforas sexuales son burdas, simples y mal traídas.

–Lo de Bach y la polifonía es para cagarse.

–Y lo de la pesca con mosca es surrealista.

–Me puse más palote con Verano Azul.

–La única vez que he sentido algo en el pantalón ha sido un whatsapp.

–El final es para matar a Lars von Trier, a los distribuidores y a todos los implicados.

–Yo tampoco siento nada, Lars.

–Lo bueno de que te dejen a medio es que así no te tienes que tragar el resto.

–Lars von Trier es un genio del marketing.

–Para tan poco viaje no hacía falta tantas alforjas.

–El vol. 2 que me lo cuenten.

2 comentarios:

Sergio AOrta dijo...

Me he reído mucho con las ideas. Mientras las leía, me imaginaba a Miguel Noguera gritando: "¡¡Una ninfómana!!"

Totalmente de acuerdo con lo de la escena de Uma "robaplanos" Thurman. Y también con lo del marketing, aunque la estrategia de adelantar escenas de la próxima entrega no supera la perfección que alcanzaron los avances de "Amar en tiempos revueltos".

Por otra parte, alguien debería decirle al amigo Lars que Tarkovski es mucho más que un plano cenital de hierba agitándose bajo una corriente de agua, el art placement (si se me permite la licencia) de un icono religioso de Andrei Rublev o el empleo diegético de una pieza de Bach.

Christian dijo...

Pues sí que me gustaría leer el post entero... Yo disfruté del principio al final con la peli, aunque eso no quiere decir que esté en desacuerdo con mucho de lo que dices. Eso es lo curioso con von Trier: no sabes si tomar lo que dice en serio o cagarte de risa (lo cual se comenta en la obra misma, en la conversación entre Joe y Seligman). Otra cosa que me parece crucial es la lógica asociativa de la película; en cierto sentido, parece que se está inventando, o que Joe está inventando su historia, sobre la marcha. Y ¡tanta belleza!