4/6/07

Vigilia

Pasaba las noches en vela rezando frente a aquella tumba solitaria. Al salir el sol, volvía a meterse en ella. Le costaba horrores volver a acomodar su cuerpo al ataúd.

Cada vez menos, afortunadamente.

---

3 comentarios:

juanitagonzalezdios dijo...

Que tío(o tía) tan raro, es el máximo del narcisismo, se pasa la noche frente a su tumba rezándose así mismo, para acostarse cuando los demás nos levantamos y encima se queja de la falta flex en el ataúd.
Lo suyo es grave, dos veces al Rincón de Pepe, un par de visitas a los puticlub, tres cuatro subidas a las estrellas, un premio de la ONCE y de seguro que no pasa una noche más en el cementerio

Anónimo dijo...

COMO ROCA, RIO.
De composición míneral, endurecido por altas presiones, moldeada por el ir y venir de corrientes.
Con el tiempo podrá multiplicarse en guijarrillos que seran mas fáciles de incluir en las corrientes, o podria quedar inmóvil a ellas.
De cualquier manera, siempre ocupará espacio y su composicion nunca variará.


Me gusta ser roca.
De lo(s) demás, río.


A.N.G

Leandro dijo...

Bien. Pero creo que, cinco meses después, Efectos secundarios elevó esta misma idea a otro nivel.